Search
miércoles 23 octubre 2019
  • :
  • :

USCO estrena taller de mantenimiento

La edificación de 130 metros cuadrados, tiene una zona para carpintería y otra para metalistería y se une con la bodega y almacén que ya tenía la Coordinación de Mantenimiento.
El grupo de trabajadores de la coordinación de Mantenimiento, junto al Rector Pablo Bahamón, el Vicerrector Camilo Núñez, la Jefe de Planeación, Norma Constanza Guarnizo y la jefe de Mantenimiento, Constanza Salamanca. 

La Universidad Surcolombiana le sigue apostando a fortalecer la capacidad de trabajo de su mano de obra propia, para reducir costos en materia de obras, arreglos y mantenimientos. Por esta razón, acaba de poner en funcionamiento, la tercera fase del área de mantenimiento, que contemplaba la ampliación de la Oficina de Servicios Generales, y la construcción de un taller, para la atención oportuna de los elementos de la institución que sufran deterioro o daños.
La nueva área ubicada en la Plaza Jaime Garzón, estará a cargo de la Coordinación de Mantenimiento, y según Constanza Salamanca, jefe de esta oficina, permitirá seguir disminuyendo costos a la institución, pues ya no se necesitará contratar externamente el mantenimiento y elaboración de piezas en madera y metal, utilizados en la Casa de Estudios.

“Es sumamente importante tener el taller propio de soldadura y carpintería, que con ello nosotros realizamos labores como son arreglo de pupitres, sillas, hacemos arreglos de la parte académica y administrativa, hacemos puertas en madera y metal, ventanas, ventanales, pasamanos, todo lo que es de ornamentación y carpintería, aquí mismo en el taller, entonces con estas obras nosotros podemos ayudarle a la universidad a ahorrar recursos”, dijo la Coordinadora de Mantenimiento.
“Esto repercute de manera directa a la optimización de recursos, pues estamos sacando mayor provecho del recurso humano que tenemos en la Universidad, con nuestros trabajadores oficiales, dándole las herramientas para que nos permitan ahorrar costos notables”, dijo por su parte el Vicerrector Administrativo, Camilo Núñez.

El nuevo taller tiene una zona para ebanistería y otra para ornamentación. 

La nueva infraestructura

La estructura de 130 metros cuadrados, tuvo un costo de 152 millones de pesos y permitirá complementar el complejo construido inicialmente, contiguo a la cafetería de los docentes y la plaza Jaime Garzón.

“Tenemos el gusto de inaugurar el taller de mantenimiento que comprende además dos talleres en su interior, uno de ornamentación y otro de ebanistería. Entonces vamos a tener la posibilidad de hacer puertas, ventanas, arreglar pupitres, va a ser realmente un taller que va a seguir apoyando los procesos académicos y de infraestructura. Esto hace parte de un compendio de inversiones que se han hecho. La primera fue un tema de bodegas, donde se guardan todos los temas de ferretería y eléctricos, y además está la coordinación de mantenimiento, que va unida a la ampliación de la Oficina de Servicios Generales. Ahora con esto, finalizamos este ciclo con las obras que se habían proyectado para el tema de mantenimiento en la Universidad. Aquí hicimos una inversión en este taller, que es de 130 metros cuadrados, de aproximadamente 152 millones de pesos. Entonces ya existen las condiciones para que los administrativos sigan trabajando y contribuyendo a temas de infraestructura”, añadió el Vicerrector Administrativo.

El taller se encuentra ubicado frente a la plaza Jaime Garzón

Para el Rector, este tipo de inversiones contribuyen a la larga, a mantener un buen clima organizacional en la universidad, pues garantizan un mantenimiento adecuado de salones, pupitres y demás elementos, que permiten tener unos buenos ambientes de aprendizaje.

Un total de 152 millones de pesos, fueron invertidos en esta obra. 

“Es un complejo donde está articulado oficinas, bodegas, talleres. Está todo integrado y esta obra es muy importante porque además de que hay un equipo de trabajadores, obreros, laborando acá, ellos están contribuyendo al mejoramiento del clima organizacional y académico de la universidad, porque se puede hacer un mantenimiento oportuno a pupitres, mesas, sillas y demás y con eso estamos mejorando la académica, y minimizando costos en materiales”, señaló entre tanto el Rector Pablo Emilio Bahamón, quien destacó además, que con esta obra, se le da una mejor imagen a la Plaza Jaime Garzón, pues se aprovecha este espacio que era utilizado para el consumo de sustancias psicoactivas.




Pin It on Pinterest